Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y realizar estadísticas sobre el uso de nuestra web.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cerrar

Novedades

  • El gran amor de Galdós
    El gran amor de Galdós

    En 2020 se celebrará el centenario de la muerte de Pérez Galdós. Se...

    12,00 €
  • La canción del olvido
    La canción del olvido

    La canción del olvido vio la luz en el año 1985, en Granada, gracias a...

    12,00 €
  • Células en tránsito
    Células en tránsito

    Células en tránsito es un libro que acompaña la experiencia de la...

    12,00 €
  • Personne
    Personne

    Personne es el segundo libro de poesía de Alba Sabina Pérez tras Ya...

    12,00 €

Promociones especiales

  • Un de cada
    Uno de cada

    Libro de relatos de Guillermo Quesada...

    11,40 € -5% 12,00 €
Nuevo Nada de lo que puedo ofrecer me pertenece Ver más grande

Nada de lo que puedo ofrecer me pertenece

María José Alemán Bastarrica

978-84-949348-9-6

Nuevo producto

Este libro es un viaje al núcleo, sin alardes, de la memoria y la contemplación. 

Más detalles

14,00 € impuestos inc.

Más

El aliento poético que habita en las criaturas que vuelan, en las habitaciones cargadas de recuerdos o en el cuerpo herido se manifiesta para hacernos entender el inmenso misterio que supone la realidad cotidiana cuando sobre ella se deposita una percepción profunda. Lo que aquí se desvela es el paisaje interior de una poeta que se ve a sí misma desde una lejanía suficiente como para fundirse con el mundo, aunque sin renegar al dolor, al peso de la nostalgia y al cansancio del cuerpo. Sobrio como un aforismo de Porchia y delicado como el silencio que emana de los jardines de Dickinson, todo lo que se ofrece en este libro tiene un por qué del que deberemos hacernos cargo una vez pasemos por sus páginas. Considerar que estos poemas nos pertenecen, que han sido escritos para iluminarnos, será inevitable, una consecuencia lógica para la mirada que esté atenta a la profundidad espiritual de la luz, a la belleza irrepetible de una mañana cualquiera, al ciclo de lo que nace del yo, avanza hasta las alturas del pensamiento alegórico y finaliza, gracias a la alquimia poética, convertido en mirlo, perro, cebolla.

 

Sergio Barreto